El hermano Florentino Martínez de la Cerda ha fallecido a los 85 años de edad

12 febrero 2024

El religioso, nacido en Atapuerca (Burgos), ha sido, era enfermero, fisioterapeuta y máster en dirección y gestión de hospitales. Además, en diferentes etapas, el hermano Florentino fue director (1971-1974) y subdirector gerente del centro hospitalario que la Orden de San Juan de Dios mantiene en Burgos, fundado en 1956 y convertido en uno de los hospitales de referencia en la ciudad y en la provincia, tanto en el área de cuidados paliativos para pacientes terminales como en su faceta de hospital complementario y de apoyo para enfermos agudos de la provincia. Más de 18.000 burgaleses han nacido en su Unidad de Maternidad.

El hermano Florentino Martínez de la Cerda ha fallecido a los 85 años de edad en un accidente de tráfico sucedido en la localidad cántabra de Santiurde de Reinosa, cuando se dirigía, precisamente, a Burgos, para participar en un acto de dentistas solidarios que él mismo había impulsado en el Hospital San Juan de Dios de Burgos para atender a personas necesitadas.

Según ha informado la Dirección General de Tráfico, el religioso había sufrido una avería mecánica en el vehículo que conducía a la altura del PK 149 de la carretera N-611, en torno a las 10:40h de este sábado. Se detuvo a un lado de la carretera y se bajó del vehículo para colocar los triángulos de emergencia. Al no accionar correctamente el freno de mano, el automóvil, que se encontraba detenido en un tramo en pendiente, lo ha arrollado causándole lesiones que han acabado con su vida en el mismo lugar del accidente. Los servicios de emergencias desplazados al lugar solamente han podido certificar la muerte del hermano Florentino.

El hermano Florentino también fue superior de la comunidad de religiosos hospitalarios que vivía en Burgos hasta 2022. Decidió entrar en la Orden –que está presente en los cinco continentes y cuenta con casi 1.000 hermanos- movido por el deseo de ayudar a los demás desde el campo de la salud, trabajando junto a la Orden Hospitalaria en Burgos, Buenos Aires, Madrid, León y Santander.

Descanse en paz.