Michael Reed, usuario del Albergue San Juan de Dios de Madrid, expone su obra pictórica

5 diciembre 2023

Nacido en Blackpool, Manchester, y graduado en Bellas Artes, Michael llegó hace diez años a España para intentar superar las dificultades económicas que enfrentaba en su lugar de origen, pues a su parecer los ingresos económicos por su arte “no eran justos con mi talento”. Un amigo le invitó a Madrid y pensó que era una gran oportunidad a pesar de que aquí la situación económica no era precisamente buena. Con una red de amigos en todo el mundo, nos cuenta que vendía cuadros en la calle, “a pesar del riesgo porque era ilegal”, y también en unos 15 países como México, Polonia, Canadá o Australia.

Después de un período en el que la esperanza le impulsaba a vivir de su gran pasión, la pintura, Michael empezó a trabajar como guía turístico. Además, se ha formado en turismo para continuar ejerciendo esta profesión en España, ya que siente una fascinación profunda por la historia de nuestro país. «La pintura es mi pasión, me da paz, es muy relajante y me permite dar mi visión personal del mundo y de la gente en general”, asegura.

Michael lleva dos años en el Albergue San Juan de Dios de Madrid tras pasar por otros recursos, casas de amigos y, por un pequeño espacio de tiempo, en la calle, “un lugar terrorífico”. Antes pintaba en la calle, tanto si hacía frío como calor, pero ahora el móvil le permite centrarse en la obra y pintar.

Las creaciones de Michael se inspiran en la historia, la cultura y la arquitectura, y reflejan su profundo amor por el arte. Cada lienzo lleva entre 10 y 14 días de dedicación, donde el artista logra plasmar su visión única del mundo y de la gente que lo rodea.

Con esta exposición, Michael busca darse a conocer y vender sus obras, con la esperanza de construir un futuro donde pueda trabajar de manera autónoma, continuando su travesía artística con la misma pasión que lo impulsó a dejar su hogar hace una década.